Männerwerkstatt

Publicado el 2022-10-07 In Proyectos

Mensajeros humanos de Dios. Mensajeros, salvadores y compañeros

ALEMANIA, Pedro M. Dillinger •

En los últimos días hemos celebrado a los Arcángeles y a los Ángeles Custodios. Son mensajeros, salvadores y compañeros en nuestro camino por la vida. En el “Männerwerkstatt” (taller de hombres) del 2 de octubre nos preguntamos: ¿qué personas fueron mensajeros, salvadores y compañeros de nuestro camino? Uno de nuestros participantes nos llevó por este/su camino. —

«Irradiaba alegría, imaginación, cercanía paternal y buen talante, despertó mi interés… su sencillez me abrió la puerta… puerta de entrada al trabajo de los hombres (Liga de Hombres de Schoenstatt)».

Con voz conmovida, contó su experiencia con este hombre, que está muy arraigada en su corazón.

Una segunda persona que se convirtió en su salvador y compañero fue su padre. Un hombre sencillo, concienzudo, humilde, no demasiado piadoso, organista… fiel.

En particular fueron la fidelidad y el amor de su padre por «alabar a Dios» las que le dejaron una impresión duradera. Como profesional autónomo, podía planificar su rutina diaria con gran libertad. Bastaba una petición, una llamada telefónica, y él estaba allí, tocando el órgano, hasta 535 veces al año.

“Casi nunca vi orar a mi padre, me fascinaba su disponibilidad para estar ahí, para servir, su fiel cumplimiento del deber… Estos fueron y son mis quitamiedos en mi andar a tropezones con Dios”.

Una jornada, intercambio, impulsos, oración, canto, armonía… Luego, sobre la marcha, comienza una discusión, los ánimos se caldean, posiciones irreconciliables chocan unas con otras…

Sin palabras, alguien pone una silla en el camino. «Un momento de encuentro – invitación – a volver a sentarse – se contagia la paz interior. Tomo asiento, la cuenta está resuelta y me quedo, hasta hoy».

Estos testimonios nos ayudaron a conversar, a compartir nuestra experiencia con el Dios de la vida y su sorprendente diálogo con nosotros.

Engel

Foto: Pedro M. Dillinger

Original: alemán, 5.10.2022. Traducción: Paz Leiva, Madrid, España

Etiquetas: , , , , , ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.