Publicado el 4. agosto 2015 In Campaña

Un niño misionero

ARGENTINA, Goya, Inés Petiti y Maria Fischer •

Juan Bautista tiene seis años y es un nuevo misionerito de la Virgen Peregrina. Le ofrece sus manos, sus pies y su corazón para caminar con la peregrina. Como regalo por los 17 años de la Campaña del Rosario, que el 18 de agosto se celebran en la ermita de Goya, provincia de Corrientes, Juan Bautista, con confianza filial y gran amor a la Virgen, ofrece su inocencia de niño, para acompañar a María e ir llevándola entre sus amigos, para que Jesús ¡pueda vivir entre ellos!

El niño acercó su madre a María

100_2476María Isabel, su madre, es misionera de la Mater peregrina de la Campaña del Santo Rosario de Goya. Ama a Dios con todo el corazón, se sabe amada por El y por su Madre, y lo transmite a cada instante.

Su hijo Juan Bautista, de 6 años, se alimenta de ese amor todos días. Cuenta María Isabel que es el niño quien la acerca a María, desde muy pequeñito. Cuando terminaba la Santa Misa, había que ir a saludar y rezar ante la imagen de la Virgen. Y también relata, muy emocionada, como la Virgen es para Juan, una mami muy especial.

Cada vez que Juan llega a la ermita, ya sea el día 18 o para el rezo del Santo Rosario, tiene un encuentro de mucha ternura con la Mater y Jesús, la toca, la acomoda… Es muy bonito verlo en un diálogo de amor, sólo entre los dos.

Quiero ser misionero

Un día le dijo a su mami que quería ser misionero. Conversaron y decidieron que cuando él estuviera dispuesto, le darían una imagen para que caminara con Ella. María Isabel le dijo que cuando él lo decidiera, recibiría una peregrina de los niños; ya nada lo hacía dejar de pensar en esa posibilidad…

«Así que, un día le preparamos la imagen, hablamos con él en la ermita… y verdaderamente entendimos que la Mater lo había elegido desde siempre para caminar con él. Cuando recibió la imagen,… ¡ay, sus ojos, su cara feliz!», cuenta Inés Petiti.

La miraba, la colocaba en el altar donde rezamos en la ermita, la buscaba de nuevo, la miraba… «Después de un rato me dijo: quiero ya tener 12 años… ¡así me dan una más grande!».

Después de recibirla, se fue a misa, llevó su peregrina y él mismo la puso en el altar. Estaba feliz con su peregrina.

En el colegio

IMG-20150803-WA0000La mamá habló con la maestra del grado de Juan, para preguntarle si podía traer la imagen para hacerla caminar entre sus compañeros y la maestra aceptó. Cuando la llevó, fue la misma maestra quien pidió, en primer lugar, llevar la imagen a su hogar, para que visite a sus hijos.

El 3 de agosto, la peregrina se fue con Facundo, un compañero de grado de Juan.

Ya comenzó el caminar de esta Peregrina que, en manos del pequeño Juan, sabemos que no se quedará quieta.

 

 

 

 

 

Campaña del Rosario de la Virgen Peregrina de Schoenstatt

Etiquetas: , , , , , ,