Providencia digital

Publicado el 2021-05-07 In Obras de la misericordia, Proyectos

Cuando un tercio de las familias no tienen internet ni computadora…

URUGUAY, Providencia •

La pandemia sigue impactando a los niños y jóvenes. En muchos países, apenas que los colegios volvieran a abrir sus puertas, debían cerrarlas de nuevo. Los niños y jóvenes no solo pierden tiempo para aprender, también extrañan a sus compañeros, a los juegos… y para los padres, organizarse entre cuidado de los niños, homeschooling y el teletrabajo es muy desafiante. Sin olvidar el miedo continuo de contagiarse y dejar a sus familiares en riesgo y sin poder cuidarles. Además, para muchos niños de sectores vulnerables, la comida escolar es clave. Desde el Centro Educativo Providencia en Uruguay cuentan como manejan la situación.—

Actualmente el Centro Educativo Providencia mantiene sus puertas abiertas con sistema de guardias y trabajando desde la virtualidad enfrentando grandes desafíos. Los educadores de cada programa se han organizado para planificar las tareas y actividades para los chiquilines tomando en cuenta los aprendizajes del año pasado.

Con todos los esfuerzos puestos en sostener una propuesta educativa de calidad y trabajando con diversas estrategias (las plataformas virtuales, contacto telefónico y visitas a los casos más complejos), seguimos en contacto con el 100% de los estudiantes. Al mismo tiempo, estamos acompañando de cerca a las familias y trabajando para asegurar el acceso a una alimentación de calidad y las distintas situaciones de conectividad”, señaló Laura Voituret, directora general de Providencia.

Hoy el gran objetivo es que los chiquilines puedan avanzar en sus aprendizajes y continuar trabajando juntos desde la virtualidad. Este escenario plantea desafíos en términos de conectividad. En este sentido, realizamos un relevamiento para conocer la conexión de las familias de todos los programas educativos.

Providencia kits

Conectividad

Este relevamiento nos permitió saber que el 34,4% de las familias tienen un acceso a internet limitado o nulo y un 34,1% no cuenta con computadora o tablet para conectarse y realizar las tareas. Esta situación implica ser creativos en la búsqueda de soluciones.

En este momento estamos trabajando con distintas alternativas viendo cada caso en particular y evaluando distintas posibilidades en las formas de acercamiento. Algunas de las herramientas que estamos utilizando son: WhatsApp, llamados telefónicos semanales, librillos, tutorías, clases de consulta, y dando la posibilidad a los chiquilines que usen la conexión del centro educativo para descargar los materiales de CREA y puedan luego hacerlos en su casa.

Alimentación

Por otro lado, asegurar la alimentación de las familias se ha convertido en un reto muy grande que se incrementa semana a semana. Actualmente estamos entregando viandas y canastas a las familias que más lo están necesitando y trabajando desde los diferentes equipos para estar en permanente contacto con las familias, acompañando los diferentes desafíos que se van presentando. “Esta situación de crisis sanitaria ha agudizado muchas situaciones de vulneración de derechos en la comunidad: el desempleo o la precariedad laboral, las complejidades de la convivencia en hogares donde las condiciones habitacionales son realmente difíciles, la incertidumbre, la falta de recursos para sostener las necesidades de la vida cotidiana; traen grandes preocupaciones y nuevos desafíos que no son sencillos de enfrentar. En este sentido, estar cerca y disponibles para acompañar los procesos personales y familiares, pensar soluciones en conjunto, y tender puentes para la articulación a nivel comunitario se vuelve fundamental para hacer frente a esta situación y buscar nuevas respuestas a las problemáticas que se van presentando”, agrega Laura.

Providencia

Club de Niños

En el caso del Club de Niños, los educadores se dividieron por nivel. Cada grupo está conformado por la maestra referente y diferentes educadores talleristas que complementan, apoyan y enriquecen la propuesta. A todos los niños se los llama por lo menos una vez por semana y se realizan videollamadas de seguimiento para saber cómo vienen con las tareas de la escuela y evaluar cómo se los puede apoyar.

A los chiquilines de 1ro y 2do año se les entregó un kit educativo y a los estudiantes de 3ro, 4to, 5to y 6to se les entregó un librillo de actividades para que puedan trabajar desde sus hogares.

Este año definimos enfocar gran parte del trabajo en acompañar y apoyar a las escuelas para el asegurar el contacto con todos los niños y acompañar a los estudiantes en la realización de las tareas en la plataforma CREA. Para esto, estamos trabajando tanto en formato papel como en formato digital y en permanente comunicación con las escuelas a las que van los chiquilines para articular y pensar estrategias en conjunto. El objetivo es reforzar sus propuestas y acompañar a los estudiantes en el trabajo en la plataforma para que puedan estar al día con las tareas de la escuela.

Por otro lado, se generó también una propuesta “lúdica que apunta al disfrute y al juego”, comentó Leticia Dubcovsky, coordinadora del Club de Niños.

Y agregó, “Los chiquilines y las familias agradecen muchísimo las videollamadas. El poder verse con otros, lo disfrutan mucho, lo viven con mucha alegría.” “Hemos visto grandes avances en los chicos en cuanto a la autonomía sobre todo en las clases más grandes “, subrayó.

Liceo Providencia

Actualmente el liceo se encuentra trabajando a través de la plataforma CREA y haciendo uso de la herramienta CREA Conference en donde los estudiantes tienen un espacio diario de consultas con diferentes profesores.

“Tomando los aprendizajes obtenidos el año pasado, optamos en esta oportunidad por mantener un calendario de asignaturas semanal, que asegure que todos los días los estudiantes tengan contacto con la propuesta educativa y puedan encontrarse con al menos dos docentes”, señaló Laura. Agustina Berchesi, directora del liceo agregó, “cada día a las 10 de la mañana se suben actividades de dos asignaturas distintas… y eso ha ayudado mucho con el nivel de entrega. Todas las actividades tienen un plazo de una semana para entregar.”

De hecho, “un gran porcentaje de chiquilines del liceo ha hecho el 100% de las tareas” resaltó Agustina.

Los estudiantes van avanzando en cada asignatura y los docentes ponen especial atención en que las tareas que se plantean se adapten a la plataforma. “Nosotros pensamos actividades que sean desde CREA y se puedan realizar en CREA” destacó Carolina Quiroz, profesora de Idioma Español y Literatura del liceo.

El espacio de CREA Conference ha sido muy útil para generar intercambio y despejar dudas. “Es algo muy bueno que se incorporó este año y que les permite sacarse dudas o incluso hacer actividades ahí mismo”, señaló Carolina. Y agregó, “Creo que estamos todos más preparados, los profes y los niños”.

A su vez, los estudiantes tienen grupos de WhatsApp por generación con su referente institucional y una cuenta de Instagram creada específicamente para ellos, en donde “se generan desafíos para conectarse con el espacio, competencias y actividades para conectarnos y encontrarnos de otra manera”, destacó Agustina.

Asimismo, existe una comunicación constante con las familias para conocer cómo se encuentran, cuáles son las dificultades o desafíos que van encontrando tanto en el acompañamiento de lo educativo, como en las situaciones socioeconómicas; para de esta forma acompañar e intercambiar de cara a buscar soluciones.

“Tienen ganas de volver. Extrañan y ellos mismos lo manifiestan” agregó Carolina acerca de los comentarios que recibe de algunos estudiantes.

En este sentido, Jhonn, estudiante de 1ro de liceo, nos contaba, “Extraño a mis compañeros, divertirme, a los profes cuando te explican. Me gustaría ya empezar (con las clases presenciales)”. Además, nos contó que no es tan fácil el trabajo desde casa porque “en casa no tienes alguien que te explique”, pero “si vas leyendo con calma y te puedes tomar tu tiempo, estás tranquilo” se facilita más.

Centro Juvenil

Desde el Centro Juvenil los educadores se encuentran en contacto con los liceos y las familias para articular y acompañar a los estudiantes en la realización de las tareas.

También se realiza un acompañamiento para conocer cómo están a nivel de convivencia y salud en el hogar. Y a modo de mantener el vínculo cercano y la motivación, se están “realizando actividades más lúdicas en las que nos podamos encontrar a través de Instagram y otras redes”, dijo Florencia Cruces, coordinadora del Centro Juvenil.

En todos los programas educativos, nuestro gran objetivo en este tiempo es acompañar los procesos educativos, asegurar el acceso a la propuesta educativa, y estar cerca de los estudiantes y de las familias. Esto nos invita a buscar las más variadas estrategias y a construir soluciones en conjunto con toda la sociedad.

Providencia Uruguay

Fuente: www.providencia.org.uy

 

Centro Educativo Providencia, Uruguay: educar para la vida

Etiquetas: , , , , ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.