Publicado el 19. noviembre 2012 In Schoenstatt en salida

Un festejo especial

ARGENTINA, Catalina Adrover de Michelini. El Centro Educativo Dios Padre, cumplió sus 20 años y los festejó junto al P. Kentenich, que también cumplía años el 16 de noviembre. Lo especial del festejo fue peregrinar al Santuario de Mendoza.

 

 

 

 

Seiscientos alumnos con todo el personal docente y no docente, las autoridades, padres de alumnos y miembros de la Asociación Civil se trasladaron en ómnibus y llegaron a La Puntilla e invadieron el predio formando grupos y filas que subían, como hormiguitas rojas, a lo alto del cerro, pasando por la Ermita de la Mater.

El grupo mayor, el de los más grandes colmó el salón Juan Pablo II donde el matrimonio coordinador de la diócesis de Mendoza, Guillermo y Marcela Soria, les dio la bienvenida. Después de agradecer a María por los 20 años del colegio, se distribuyeron en grupos. Acompañados por algunos docentes realizarían un itinerario – aquí vale destacar la organización de los docentes del colegio que lograron que ordenadamente todos los alumnos disfrutaran de todos los lugares y explicaciones que se habían preparado.

Visitas

Unos subían para visitar el Santuario, la sala del Padre, la casa de los peregrinos, el predio de la Inmaculada, la piedra de José Engling… En cada lugar había encargados de hacer vivir ese momento como una visita especial, por eso se iban turnando los grupos para poder captar todo lo preparado para que esa visita fuese bien aprovechada.

Mientras, otros se quedaban en el salón Juan Pablo II, para escuchar distintos coros preparados por la profesora de música con los niños que le cantaban al Padre Kentenich.

Otros pasaban al salón Cenáculo donde se les proyectaban videos preparados por alumnos en las jornadas kentenichianas pasadas.

Los niños del jardincito, en el parque, sentaditos en el pasto debajo de frondosos árboles, escuchaban a sus maestras hablarles del P. Kentenich.

Sucesivamente iban pasando los grupos y así todos compartieron las mismas experiencias.

Alianza de Amor

Llegó el momento de la merienda; el prado de arriba como el de abajo se llenó de grupos donde compartían conversaciones, merienda, mate, etc.

La culminación de este encuentro en las raíces que le dieron origen al Centro Educativo Dios Padre, fue en torno al Santuario. La Mater recibía a todos estos hijos predilectos y los acogía con los brazos abiertos.

La Mater tuvo que abrazar especialmente a los mayores, a los que este año terminan la etapa de la secundaria y dejarán de ser alumnos del Colegio que los vio crecer durante catorce años, que transitaron por sus aulas. 28 alumnos se consagraron a María y Ella los acogió en su corazón maternal.

Después de rezar la oración que ellos mismos prepararon, recibieron la medalla de Alianza de manos del rector, José Luís Ovejero, de la directora de la secundaria Sra. Cristina Pellizón de Calzetti, y de los sacerdotes que los acompañaron Padre Hugo, capellán del Colegio y el Padre Guillermo Carmona, Asesor nacional de la Obra Familiar de Schoenstatt en Argentina.

Cientos de niños cantando a la Virgen

En ese marco y con cantos apropiados se elevaron los corazones hasta el Cielo y con la emoción del corazón, los jóvenes vivieron intensamente ese momento de gracias.

Al salir del pequeño Santuario, la explanada estaba cubierta por cientos de niños cantando a la Virgen y llenos de alegría. Todo el Centro Educativo Dios Padre coronó a la Sma. Virgen con su inocencia y sus puros corazones.

 

El Centro Educativo Dios Padre en las carpas de la cultura de alianza

 

Publicado el In Schoenstatt en salida

Un festejo especial

ARGENTINA, Catalina Adrover de Michelini. El Centro Educativo Dios Padre, cumplió sus 20 años y los festejó junto al P. Kentenich, que también cumplía años el 16 de noviembre. Lo especial del festejo fue peregrinar al Santuario de Mendoza.

 

 

 

 

(más…)