Publicado el 2013-08-03 In Schoenstatt en salida

¡Alégrate, Mujer!: Las señoras quieren cambiar el mundo

CHILE, Verónica Ciudad Pap. Preocupadas por los acontecimientos de Chile y la Iglesia, un grupo de señoras de Agua Santa decidió crear un taller para mujeres que quieran conocerse y aportar a su entorno. Ya comienza a aplicarse en todo Chile.

 

Desde el año 2011, en Chile hay mucho descontento social en todos los ámbitos, especialmente en relación a la educación. Hubo momentos muy tensos en que centenares de jóvenes vieron afectado su año académico y más aún, muchos lo perdieron. Esto se tradujo en permanentes protestas callejeras con resultados catastróficos, destrucción de aulas, mobiliario y equipos. La agresividad de los jóvenes y la defensa del orden público por parte de la autoridad desencadenaron un panorama al que no se le veía solución posible.

Junto con ello, hubo una serie de situaciones en relación con la discriminación, ya que las leyes no protegen a la familia y hay falta de compromiso de la juventud. Mientras, la Iglesia por su parte, sigue reconociendo faltas graves de algunos de sus pastores, ocasionando dolor y desesperanza.

Ante este panorama tan adverso, en las reuniones de Consejo de la Rama de Señoras de Agua Santa se preguntaban una y otra vez: “¿Qué podemos hacer nosotras ante esta situación? ¿Qué nos está pidiendo Dios con esto? ¿Cómo y con qué podemos aportar para la solución de estos tan graves problemas de valores?”

Después de varios análisis y conversaciones concluyeron que, sin duda, este tiempo no es fácil. A las mujeres, esposas y madres de familia les toca profundamente lo que pasa en su mundo. Hay nuevas prácticas y tendencias, nuevas leyes, una sociedad cada vez más permisiva en la que todo se cuestiona, en la que el sentido y la identidad de la familia se trastocan, provocando una carencia de valores alarmante.

Fueron poco a poco percibiendo que a ellas Dios les estaba hablando en el gran acontecimiento de gracias que se preparan a celebrar en el año 2014. El jubileo de los 100 años de la primera Alianza de Amor es un llamado a volver al origen, para retomar de allí la luz y las fuerzas que nos permitan hacer un aporte, en la superación de las problemáticas del tiempo actual. Quieren regalar a la sociedad la visión del Padre Kentenich sobre la mujer, comenzando por su propia convicción y testimonio, pero no quedarse con esto. Nació así desde Agua Santa el proyecto “Alégrate Mujer” que será su aporte apostólico al jubileo del 2014 y en particular al “Año de la corriente misionera”.

Toda mujer es bienvenida

“Alégrate Mujer” es un taller con 3 módulos: Primero lleva a mirar su entorno, luego dialogan sobre los valores y aporte de la mujer en cada etapa de su vida, para finalmente adentrarse en el ser toda alma, toda vida, que es un aspecto de la esencia femenina. Está dirigido a mujeres mayores de 15 años, sin importar estado civil, situación socioeconómica, religión, raza, país. En su metodología cuenta con un material simple, atractivo, didáctico y con un vocabulario común que permite su plena comprensión. El contenido no está orientado explícitamente a lo religioso, pero es lo más propio de la Alianza de Amor y a imagen de María.

El 18 de octubre de 2012, peregrinando en Schoenstatt, entregaron simbólicamente este proyecto en el fogón de la quema del capital de gracias a la sombra del Santuario Original. Allí le pidieron a la Mater que les mostrara los caminos donde Ella quería manifestarse y que les diera las señales que necesitaban para la fecundidad de su trabajo apostólico.

Resultante creadora

Lo primero que hicieron fue entregar el taller a las jefas de Rama a nivel nacional para ir formando los apóstoles que necesitaban. A su vez, ellas replicarían el taller en sus zonas, lo que les permite tener muchas señoras que estén en condiciones de entregarlo.

Paralelo a ello, algunas de ellas han viajado a provincias más apartadas a capacitar y también a entregar el taller a grupos de mujeres que no pertenecen al Movimiento.

Es así que hasta el momento han abarcado los más variados ámbitos sociales, religiosos, económicos, edades, estado civil, de mujeres que han manifestado con alegría y satisfacción que les han regalado unas horas para dignificarse y descubrir que tienen un inconmensurable valor regalado por Dios, que son seres únicos e irrepetibles y que merecen ser amadas y respetadas.

Cada uno de los talleres ha sido también una experiencia de vida para las monitoras. Allí afloran sentimientos, vivencias, rencores, sufrimientos, alegrías, logros y fracasos de muchas mujeres que necesitan un oído amoroso que las escuche, una palabra dulce que la acaricie y unos ojos atentos que las observen.., una palabra que las apoye y oriente.

Aún hay mucho por hacer. En este momento tienen varias instituciones importantes en el ámbito de la mujer que se lo han solicitado, por lo que la formación de más monitoras se hace imprescindible.

La Mater les ha ido mostrando en este caminar lo que Ella quiere de este apostolado; la resultante creadora es muy positiva y han acrecentado su capital de gracias para que cada mujer que lo reciba sea esa semilla que irá día a día sembrando la tierra de María.

Contacto:
Verónica Ciudad Pap: [email protected]
Agua Santa N° 777, Viña del Mar, Chile
Fono: 09 94194356

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicado el In Schoenstatt en salida

¡Alégrate, Mujer!: Las señoras quieren cambiar el mundo

CHILE, Verónica Ciudad Pap. Preocupadas por los acontecimientos de Chile y la Iglesia, un grupo de señoras de Agua Santa decidió crear un taller para mujeres que quieran conocerse y aportar a su entorno. Ya comienza a aplicarse en todo Chile.

 

(más…)

3 Responses

  1. Participe en este taller, ahora nuestro grupo Amigas con Maria, lo impartirá a modo de prueba para tomar confianzas y llegar a muchas mujeres que nos esperan, como mujeres y tantos roles desarrollando, necesitamos estar con nuestra autoestima muy en alto, ante tanto cambio permanecer fuertes con los valores y ser columna de nuestras familiares. Seremos muchas que viviremos esta experiencia y sabemos que solo nosotras nos apoyaremos. La virgen y su hijo dieron todo, nosotras debemos intentarlo.

  2. que linda iniciativa espero poder participar a mi regreso ,que la MATER les siga entregando bendiciones ,un saludos en general de suiza

  3. que alegria, es un buenisimo proyecto, felicitaciones!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *