Publicado el 5. Mayo 2016 In Dequeni, Obras de la misericordia, Proyectos

Ahora es la semana de Dequení

PARAGUAY, por Andreza Ortigoza y Maria Fischer •

indexNiños inspirados arman murales, escriben o pintan lo que para ellos significa Dequení. “Una ayuda para mí y mi familia” – ” Dequení es amor” – ” Dequení es mi familia”… “Ahora es la semana Dequení “, decía emocionada Maura mientras escribe sus vivencias y alegrías de todos los días. Es la semana de Dequení, que en estos días cumple 31 años de servicio a miles de niños de Paraguay que viven en condiciones de pobreza.

Es también la semana de la Noche del Pan y el Vino, o simplemente la Noche de Dequení. Cita para schoenstattianos, bienhechores, ciudadanos solidarios, amigos de Dequení, periodistas – esta vez también de schoenstatt.org.  La Noche del Pan y el Vino de la Fundación Dequení 2016 se realizará el viernes 6 de mayo en el Gran Teatro del Banco Central del Paraguay. Tendrá a Berta Rojas, como solista, junto con la Orquesta Sinfónica Nacional, dirigida por Popi Spatocco, en un concierto inédito y exclusivo.

Un Puente entre dos cielos

index4Este año habrá un espectáculo único denominado “Un Puente entre Dos Cielos”, en el que la paraguaya Berta Rojas y el director y arreglador argentino Popi Spatocco, nominados al Grammy Latino por el disco “Historia del Tango”, se unirán a la afamada Orquesta Sinfónica Nacional para transitar por obras del repertorio paraguayo y argentino con arreglos del mismo Spatocco, de Carlos Franzetti y de Mauricio Pinchi Cardozo Ocampo. Popi Spatocco es un artista que proviene de la música popular. Durante más de 20 años trabajó con Mercedes Sosa como pianista, arreglista, director y productor. Berta Rojas, concertista y guitarrista clásica paraguaya, varias veces nominada a los premios Grammy Latino. Se presentó en grandes escenarios de Nueva York, Barcelona, Londres, Irlanda y otros.

La coordinación del show está a cargo Marlene Sosa y Ana Scappini junto al equipo de producción de Berta Rojas. Es auspiciado por Nestlé, Pechugón, Mosaic, Fortín, Villa Morra Suites, Fundación Itaú, Eurocambios y Financiera Solar. Asimismo, cuenta con el apoyo del Fondo Cristiano Canadiense para la Niñez y de empresas solidarias que durante el año apoyan los proyectos de la Fundación.
La Noche del Pan y el Vino es un encuentro anual muy grato con amigos y colaboradores de la Fundación. Es también un evento que permite apoyar los programas de Dequení, con el objetivo de brindar mejores oportunidades a más de 6.700 niños, adolescentes y sus familias que viven en condiciones de pobreza.

“Sentir esperanza”

index5“Visitar el local es sentir esperanza y percibir oportunidades de vida en niños, cuyos padres no pueden darle una mejor calidad de vida”, se lee en un artículo de ABC Color que salió el viernes pasado.  “Josías Ever Vega, por ejemplo, tiene 13 años, vive en Fernando de la Mora, zona sur. Su mamá, Silvina Brítez, trabaja como limpiadora. Karen Palacios tiene 14 años y se beneficia con el programa desde hace tres años. Su mamá trabaja en casa de familia y tiene tres hermanos que van a la tarde a Dequení. Jesús Díaz es otro adolescente que busca nuevos horizontes a través de la Fundación. Mientras su mamá trabaja como limpiadora, él busca superarse, no descuidando sus estudios, en la escuela San Roque González de Santa Cruz. Adán Ramírez recibe asistencia en sus estudios. “No vengo todos los días”, admite. “Solo cuando tengo trabajo para el colegio”.

Andreza Ortigoza, directora de la institución, expresa que todos provienen de familias de escasos recursos, algunos en situación de calle. “Buscamos llegar a los que no están atendidos. Estamos en el logro de nuestros objetivos y, actualmente, asistimos a 1700 niños de Fernando de la Mora, Luque, J. Augusto Saldívar, Villeta, Caacupé, Ciudad del Este, Caaguazú, Arroyos y Esteros, y capital. Tratamos de llegar a las compañías de los pueblos del interior. Contamos con programas para la atención a la primera infancia, la protección a la niñez en riesgo, el desarrollo comunitario, la capacitación y el entrenamiento laboral”.

Dequení se sostiene con aportes públicos y privados, pero cuenta también con voluntarios, quienes donan su tiempo para ayudar a los niños, además de los padrinos. Estos son personas y organizaciones solidarias que se comprometen con un aporte mensual para la atención integral de un niño o niña. Por ejemplo: alimentación diaria, atención básica de la salud, acompañamiento familiar, seguimiento académico y beca escolar. También están los socios benefactores, quienes realizan una donación mensual en la medida de sus posibilidades. El aporte sostenido de muchas personas hace posible el mantenimiento de la Fundación y sus diversos proyectos.

DEQUENÍ, lo hacemos por los niños.

Página de Dequeni

Dequeni en las carpas virtuales de la Cultura de Alianza

Etiquetas: , , , , ,