Publicado el 1. noviembre 2019 In Vida en alianza

Schoenstatt El Salvador irradia alegría

EL SALVADOR, Lee Aguiñada  •

En El Salvador hemos celebrado el 18 de octubre, día de la Alianza de Amor, con mucho júbilo, pero sobre todo, con mucha fe. Y es que tenemos muchas razones para dar gracias y sonreír de felicidad. El 2019 ha sido uno de los años más importantes en nuestra historia, ya que hemos sentado las bases para el fortalecimiento de Schoenstatt en el país y  en Centroamérica. —

Desde hace un par de años, el padre José Luis Correa Lira, el asesor que compartimos en toda la región, se ha dado a la tarea de estructurar y organizar de la mejor manera lo que hace muchos años comenzó en nuestro país. Con sus visitas cada vez más periódicas, sus prédicas extraordinarias, pero, principalmente, con su carisma de líder nos ha animado a seguir trabajando por nuestros ideales de país.

La Mater ha decidido quedarse

Fieles al carisma de nuestro fundador, el pasado 18 de octubre conmemoramos el aniversario del Movimiento con una solemne Eucaristía, realizada en la Parroquia “El Divino Niño” ubicada en San Salvador. Parafraseando al padre Edwin Henríquez, el párroco del lugar, la Mater “ha decidido quedarse y dar frutos en ella”, ya que distintos grupos de Matrimonios, Señoras, Misioneros de la Campaña de la Virgen Peregrina, Jóvenes Profesionales y Madrugadores participan activamente en dicho lugar.

María, la “influencer” de Dios

Una semana más tarde, aprovechando que el padre Correa estaba de visita por Nicaragua, pudimos organizar una jornada schoenstattiana en la tarde-noche del 23 de octubre para seguir con la celebración de los 105 años de Schoenstatt. Durante la actividad, contamos con la asistencia de representantes de las diversas ramas y apostolados activos en El Salvador. El padre José Luis presidió la misa de acción de gracias y al final de la misma, Verónica Dada de Escalón, integrante de uno de los grupos de señoras creados recientemente, selló su Alianza de Amor.

También, él nos impartió las charlas: “María, la influencer de Dios” y “Fe práctica en la Divina Providencia”, las cuales tuvieron mucha receptividad entre los asistentes.

La semilla está germinando

Son muchos los retos que se nos avecinan, sin duda, pero la semilla está germinando y poco a poco estamos viendo frutos. Cada vez son más los testimonios de las personas que se están dejando conquistar por el amor de Jesús, bajo la protección de la Mater y la inspiración del padre Kentenich.

El Salvador

Grupo de matrimonios jovenes

Lee Aguiñada es Coordinador Arquidiocesano, Schoenstatt El Salvador

 

Etiquetas: , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *