25 años del Santuario Sion de la Trinidad

Publicado el 2021-12-19 In Vida en alianza

25 años del Santuario Sion de la Trinidad

CHILE, Ramón Vergara, seminarista •

Hablar de la celebración de un santuario es hablar de “días de gracia”, y eso fue lo que vivimos en el Colegio Mayor P. José Kentenich por los 25 años de nuestro santuario Sion de la Trinidad. Hablar del aniversario de un santuario es hablar de la celebración de la historia, de la vida y la compañía de nuestra querida Madre y Reina. —

El 18 de noviembre vivimos un día de gracia con una celebración interna con los padres de Schoenstatt y también con una misa abierta y un concierto a la Mater, con tantos amigos y familias que nos acompañaron. En esos días vivimos una cantidad de cosas que despertaron vida en cada uno de nosotros. Frente al desafío de cómo prepararnos espiritualmente, decidimos rezar una novena durante las mañanas. Creo que fue un gran prefacio que nos introdujo en el misterio de qué son para nosotros los 25 años de vida del Colegio Mayor y la preparación de tantos padres hacia el sacerdocio de Jesús.

Desde el Santuario Sion de la Trinidad: Un sacerdocio libre, fraterno y auténtico

25 años del Santuario Sion de la TrinidadDicho esto, pasamos a la celebración interna, uno de los grandes polos de esta fiesta, una celebración llena de personas, historias, generaciones y también canciones que forman parte de un mosaico que nos descubre el “rostro” del sacerdocio de Sion. La prédica del P. Fernando nos explicitó a personas que nos han ayudado, rostros que no conocemos pero que han contribuido a construir nuestro sacerdocio y que, por lo tanto, solo nos queda la gratitud hacia ellos. Juntos renovamos nuestra intención de vivir y pedir a María un sacerdocio libre, fraterno y auténtico; esta vez no lo hicimos como generación, sino con toda la comunidad de Sion, con todas las partes de este gran mosaico del cual todos formamos parte.

Volver a descubrir la madera original, el color original de nuestra vida

Hay dos eventos que siguieron a la celebración interna pero que van en la misma línea, creo que fueron la mejor transición posible a la celebración externa. Estos son la misa con el P. Mariano y el encuentro para escuchar juntos el disco. Respecto a lo primero, el P. Mariano nos habló no solo de historias de estos 25 años y tradiciones que fueron quedando atrás, sino que sobre todo de ideales que se fueron plasmando en la vida y paredes de este seminario. Nos habló de la convicción de que María, desde el santuario, nos da la vida de Sion. Nos habló del “misterio del Colegio Mayor” que se va haciendo vida en la vida de los seminaristas, cursos y generaciones de maneras únicas. Personalmente, lo percibí como una invitación a reconocer este misterio en uno y dejar que se plasme en toda la comunidad.

El otro polo fue la celebración externa junto a la Familia de Schoenstatt y a tantos amigos que pudieron venir. Iniciamos con la misa, en la que la prédica del P. Jaime nos ayudó a admirarnos acerca del proceso de este lugar, de la naturaleza que rodea a nuestro santuario y de cómo se vivificó el seminario a lo largo de la historia. María ha permanecido siempre, pasan rectores y seminaristas, pero ella permanece y acompaña el sacerdocio. El hecho de que el santuario esté en el Colegio Mayor no es algo accidental sino esencial a nuestro camino. Como regalo a la Mater, quisimos restaurar su retablo duranta la pandemia y ese fue un signo muy vivo que nos permitió volver a descubrir la madera original, el color original de nuestra vida. Y así volvimos a entronizar a la Mater en su santuario. Ella bajó con Jesús para llevarnos con ella, todos juntos, de vuelta al santuario y establecerse allí, y también establecernos ahí con ella.

Luego de la misa subimos todos juntos a la renovación. Una renovación que estuvo coloreada con flores a María que cada uno fue llevando. Un gesto quedó en la memoria colectiva: las Hermanas que nos han acompañado, coronando a la Mater antes de volver a entronizarla. Luego de la renovación, de ese momento que dio origen a toda la vida de este santuario, pasamos al concierto, un concierto que fue ejecutado de cara al sol que nos saludaba con fuerza.

Allí presentamos el nuevo álbum de música de Schoenstatt: ¡Vive Dios! publicado en Spotify. La música es una manifestación de nuestra vida religiosa y de encuentro con Dios y la Mater, y lo ofrecemos como regalo a tantas personas que nos acompañan, para tantos amigos que servimos en el apostolado.

Vivimos 25 años de vida que se expresaron misteriosamente en esta semana, que nos dejó rostros, historias, emociones y canciones que muestran de una manera asombrosa el verdadero color del Colegio Mayor.

25 años del Santuario Sion de la Trinidad

 

El álbum “Vive Dios”
Es el nombre de nuestro álbum, y detrás de estas dos breves palabras hay, precisamente, mucha vida.

En primer lugar, es la alegre constatación de que Dios está presente en medio de nosotros, aun en esos tiempos de incertidumbre y de dificultad que hemos vivido todos a causa de la pandemia. Es la certeza de que está con nosotros, caminando a nuestro lado, y que no nos deja a la deriva, sino que sostiene nuestra propia vida con su Amor. Es una exclamación, un anuncio, de lo que hemos vivido y contemplado y queremos compartir con muchos más.

En segundo lugar, es una invitación a ti, que nos escuchas, para que dejes entrar a Dios a tu vida, para que vivas lo que Dios significa: el amor, la luz, la esperanza… la experiencia de caminar con Dios, con María, con los amigos que él pone en el camino y que son también reflejo de su salvación.

Quizá, en una sola frase, es un llamado a dejarse tocar por la salvación del Dios vivo, que se hace presente en cada una de nuestras vidas a través de María y de la alegría de ser amigos y caminar juntos en la esperanza.

Participamos en la realización del álbum “Vive Dios” todos los seminaristas, ya sea componiendo, cantando o tocando un instrumento: guitarra, piano, batería, etc.

El disco está disponible en Spotify: Colegio Mayor P. José Kentenich

Vive Dios

Fuente: Vínculo – Diciembre de 2021. Con permiso de los editores

Etiquetas: , , , , , ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.