Publicado el 2020-04-25 In Vida en alianza

El P. Adelin Gacukuzi, de Burundi, es el nuevo rector del santuario en Cambrai

FRANCIA, María Fischer •

Habrá que agradecerle a Google, porque de otro modo no nos habríamos enterado de nada: el 22 de abril, el periódico francés La Voix du Nord, así como Mondafrique, un portal de información sobre el África francófona, publicaron una noticia de gran interés para el Movimiento de Schoenstatt en todo el mundo. Desde el 17 de marzo, el P. Adelin Gacukuzi, de Burundi, antiguo capellán militar y oficial de las Fuerzas de Defensa de Burundi (FDNB) con rango de general, es rector del santuario de la Unidad, cerca de Cambrai, donde José Engling murió al final de la Primera Guerra Mundial, el 4 de octubre de 1918. El P. Adelin Gacukuzi pertenece a la generación fundadora del Instituto de Sacerdotes Diocesanos de Schoenstatt en Burundi. —

 

Adelin CambraiErmita junto al santuario de la Unidad. Foto: Javier Lucin

Después de cinco años de trabajo como rector, el P. Jean-Marie Moura, perteneciente al clero diocesano de la diócesis de Cambrai, fue reemplazado por el P. Adelin Gacukuzi, quien fue nombrado el 17 de marzo 2020 como rector del santuario mariano de la Virgen de Schoenstatt, cerca de Cambrai, en marzo de 2020. El P. Jean-Marie seguirá trabajando en el santuario, como escribió el nuevo rector en su primera carta a la Familia de Schoenstatt francesa.

Según la información de Mondafrique, el P. Adelin Gacukuzi fue capellán militar de las Fuerzas de Defensa de Burundi (FDNB) durante 26 años, cuando terminó sus servicios con el rango de general de brigada. El 8 de marzo de 2020, después de una misa de acción de gracias en Bujumbura en presencia de numerosas personalidades civiles y militares, se retiró de sus funciones. Llegó a Francia el 16 de marzo de 2020, en la víspera de su nombramiento a través del obispo de Cambrai, Vincent Dolmann. Logró tomar el último vuelo a París justo antes de la imposición de las restricciones de viaje y el bloqueo en Francia debido a la pandemia.

El P. Adelin, un sacerdote en todos los frentes

El P. Adelin ha sido testigo cercano de los trágicos acontecimientos en su país y también ha participado en operaciones externas de las Naciones Unidas en las que el contingente de Burundi ha estado presente, como en Somalia y en la República Centroafricana.

Ahora llega al único santuario de Schoenstatt en Francia, que fue bendecido en septiembre de 1965. En ese momento no había Movimiento de Schoenstatt en Francia, y hoy todavía se encuentra en sus comienzos. El santuario de la Unidad es uno de los pocos santuarios de Schoenstatt que se erigió deliberadamente en un lugar histórico en la historia de Schoenstatt (siempre con la esperanza de que surja el movimiento): en el lugar donde José Engling sacrificó su vida y sobre cuya muerte el P.  Kentenich comentó en ese momento: “Ahora Schoenstatt ha sido aceptado”.

En un artículo de Hermès Ntabiriho en schoenstatt.org, en 2015,  se lee:  “Fue en 1989 cuando dos diáconos burundeses fueron admitidos como candidatos para el Instituto de Sacerdotes Diocesanos de Schoenstatt. Un año más tarde, los diáconos Denis Ndikumana y Adelin Gacukuzi fueron ordenados como sacerdotes por el Papa Juan Pablo II con motivo de su visita histórica a Burundi. En este viernes 4 de diciembre de 2015, los numerosos padres de este instituto schoenstattiano celebraron oficialmente el nacimiento de su región…”

 

Adelin

Fundación de la Región Nazareth del Instituto de Sacerdotes Diocesanos de Schoenstatt en 2015

“Estuve varias veces en su casa, conozco a su madre y a sus hermanos”, dijo Mons. Dr. Peter Wolf, exrector general del instituto. “Él era el sacerdote militar más importante de Burundi y me protegió mucho en los tiempos de guerra. A menudo viajé en su auto militar y dos soldados con ametralladoras nos vigilaban en el asiento trasero”.

Un mensaje también para hoy: «Ella quiere formar personas que sean capaces de transformarse de tal manera de tal manera que puedan afrontar el presente y los próximos tiempos»

El 4 de abril, en su primera circular (en francés), el nuevo rector retomó la última charla pública del P. Kentenich: a los peregrinos de Cambrai, que llegaron el 7 de septiembre a Schoenstatt:

“Primero que nada, supongo que ustedes han llegado aquí con grandes expectativas. Y cuando me pregunto: ¿por qué han venido hasta aquí?, entonces creo que puedo decir: después de que la Santísima Virgen hizo posible construir un santuario allí en Cambrai, fue ella quien los atrajo misteriosamente. Así que ustedes vienen del santuario de la Unidad al Santuario Original en Schoenstatt.

Por supuesto, también han traído una gran cantidad de expectativas consigo. Sí, ¿qué clase de expectativas podrían ser esas? Me acaban de decir que han venido aquí para conocer y amar mejor a la Santísima Virgen. Sí, ¿qué significa eso? O puedo preguntar mejor: ¿han llegado ustedes también a conocer y amar mejor a la Virgen?

No sé si y hasta qué punto entienden ahora la diferencia entre el santuario de Schoenstatt y los otros santuarios. Así es: En Schoenstatt la Virgen se ha establecido por un lado como la gran educadora de los pueblos de hoy, y por otro lado como la gran guía de los que ella ha educado, hacia el mundo actual, para hacer que las luchas espirituales funcionen a favor de Dios. No hay que pasar por alto el hecho de que la Santísima Virgen se estableció aquí en 1914, al comienzo de la Primera Guerra Mundial, y con 1914 comienza la era más nueva, el tiempo moderno con sus tremendas turbulencias en el espacio dentro y fuera de la Iglesia. Y la Santísima Virgen se ha establecido aquí para educar a los verdaderos líderes para este nuevo tiempo revolucionado y revolucionando.”

El P. Kentenich luego señala que “desde aquí la Santísima Virgen quiere revelar sus glorias al mundo de una manera peculiar. ¿Y qué significa esta gloria que quiere revelar? Esto no es en primer lugar su poder para curar cuerpos enfermos – por supuesto que también puede hacerlo desde aquí, si ella quiere – o sea, ella no quiere revelar aquí sus glorias haciendo milagros en el orden físico, sino que quiere hacerlos aquí en el orden moral. ¿Qué clase de gracias son estas? Estas son la gracias de la transformación espiritual, la gracia del arraigo y la gracia de la fecundidad apostólica…

Quiere crear personas que han cambiado de tal manera para que sean capaces de dominar el presente y los tiempos venideros. Hoy escuchamos este silbido, cantando y diciendo que el nuevo tiempo exige un nuevo tipo de cristianismo y un nuevo tipo de cristiano, de gente católica. Verán, ella quería ayudar a crear y sigue queriendo crear a estas nuevas personas desde sus santuarios.

Así, uno de estos milagros de gracia de transformación espiritual ella lo realizó brillantemente en José Engling. Ustedes no deben pasar por alto lo que acabo de decir, que la nueva era comenzó ya en 1914. Verán, en 1914 José Engling fue educado y formado por la Santísima Madre al comienzo de los tiempos más nuevos. Ustedes quieren conocer mejor a la Santísima Virgen: ella quiere actuar y aquí actúa como la gran educadora del hombre nuevo en la nueva comunidad”.

¡Muchas felicitaciones, P. Adelin, y bendiciones para su trabajo en el santuario de la Unidad!

Adelin Cambrai

Foto: Javier Lucin


Sitio web (en francés): www.sanctuairedelunite.fr

Con información de los siguientes medios (en francés):

https://mondafrique.com

https://www.lavoixdunord.fr

 

Original: alemán, 23/4/2020. Traducción: Tita Andras/es, Viena, Austria

Etiquetas: , , , , , , , ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.