Publicado el 6. mayo 2019 In Vida en alianza

El sacerdocio: un camino de crecimiento hacia la felicidad

ITALIA, Pamela Fabiano •

En Roma, se celebraron los diez años de ordenación sacerdotal del P. Facundo Bernabei, director del Movimiento en Italia y asistente de la Juventud Masculina y Femenina. –

Una misa sencilla, en la parroquia, para celebrar y dar gracias a Dios por sus primeros diez años. Una celebración eucarística, el pasado  2 de mayo, a la que también asistieron el P. Pablo Pol, futuro rector del Santuario Original, de paso por Roma, el P. Alexandre Awi y el P. Erbert, que viven en Roma, y el P. Andrés, párroco  de la Santos Patronos, la iglesia romana confiada a los Padres de Schoenstatt por más de 10 años.

Con los feligreses y chicos de la capellanía de la Facultad de Derecho de Roma Tres, los miembros de la Familia Romana se reunieron alrededor del Padre Facundo Bernabei, quien ha estado en Italia durante casi tres años, donde es el Director del Movimiento y asistente de las dos ramas de la Juventud. El  P. Facundo es también capellán de la Facultad de Derecho de la Universidad de Roma Tres y los chicos de «Giurcap», la asociación fundada en torno a la experiencia de la capellanía,  han organizado, al final de la misa, un momento de convivencia  para  estar juntos y alegrarse por la presencia de P. Facundo en Roma.

Cada uno de nosotros tiene una misión, una llamada, un camino por delante

Durante la homilía y durante la fiesta, el P. Facundo ha querido pedirle un regalo a todos los presentes:

«Pienso  que el sacerdocio que, tanto hoy está puesto en discusión y maltratado, es  – y lo he visto… lo he visto en muchos sacerdotes y en mí – un increíble viaje de crecimiento personal. No te obliga, pero te hace ser más humano y empático con las personas, haciendo desarrollar esos recursos que uno tiene en el corazón. Es crecimiento  hacia la plenitud y hacia la felicidad. No es fácil.  Necesitamos personas que quieran elegir este camino. Les pido hoy, como regalo, que recen por las vocaciones sacerdotales. Que el Señor pueda llamar a  personas  dispuestas a seguir este camino, como un camino de felicidad personal, para convertirse en sacerdotes. Cuando la elección personal está en sintonía con el llamado de Dios y con la  naturaleza interna, verdadera,  esto conduce a la felicidad y a  la plenitud. Y, entonces, quiero pedirle, con vosotros,  al Señor  que llame nuevos muchachos y quiero orar por aquellos que guían a estos chicos. Si miro mi historia, de hecho, las personas que te apoyan hacen la diferencia. Y, finalmente, quiero pedir que el Señor nos haga desarrollar, en cada uno de nosotros, la capacidad de escucharlo. Cada uno de nosotros tiene una misión, una llamada, un camino por delante: que podamos tener esta capacidad, que se desarrolla como la de caminar,  para poder aceptar esta apuesta y seguirlo”.

En la alegría de recibir la invitación del P. Facundo para orar por nuevas vocaciones sacerdotales en Italia y en Roma, en particular, la Familia de Schoenstatt no puede sino agradecer a la Mater y al P. Kentenich por habernos dado un sacerdote tan especial, un gran testimonio del amor de Dios por sus criaturas y una guía para todos nuestros jóvenes.

 

Original: italiano,05/05/2019. Traducción: Ana María Ghiggi, Santa Fe, Argentina

Etiquetas: , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *