Publicado el 3. junio 2018 In Vida en alianza

Fiesta del santuario 2018: „Porque tienes corazón …“

ALEMANIA, P. Adolf Schöls •

Porque tienes un corazón: bajo este lema se celebró el último domingo de mayo la fiesta anual del santuario del Movimiento de Schoenstatt de la diócesis de Regensburg. Las condiciones meteorológicas fueron excelentes y el acondicionamiento del terreno invitaban a la fiesta.—

Regensburg Nittenau corazón

La fiesta del santuario 2018 comenzó a las 11.30 h con la santa misa. La juventud de Schoenstatt interpretó canciones con un ritmo atractivo. Un gran coro de la Juventud Femenina, acompañado de violín, cajón, cinco guitarristas y un piano de la Juventud Masculina (esto se llama colaboración) dieron una nota especial a la liturgia.

El camino Kentenich: “Pero sobre todo mi corazón“

El celebrante, P. Johann Babel, recordó inicialmente a los fieles el logro de un corazón, que ha llegado a la edad de 30 años. Nada funciona sin un corazón. Sólo cuando falla o se descompensa, se sabe lo importante que es.

Pero no sólo es decisivo para nuestra vida el corazón biológico. También necesitamos un corazón humano capaz de amar. El P. Johann Babel recordó la primera charla del P. Kentenich como director espiritual de la casa de estudios en Schoenstatt. Entonces, el P. Kentenich dijo que se ponía enteramente a disposición de los chicos con su poder y su impotencia, con su saber y su ignorancia, pero sobre todo con su corazón.

Regensburg Nittenau corazón

Diversas ofertas

Tras la misa, hermosa y temperamentalmente organizada por los jóvenes, se repartieron a los participantes corazones de chocolate, que, debido al calor, tuvieron que ser consumidos inmediatamente. Además, el P. Johann Babel repartió a todos los presentes pequeños corazones de papel, que estaban colocados en un corazón grande. Esto para recordar que cuando se regala el corazón, éste no se hace más pequeño, pero el mundo se vuelve más hermoso.

Tras la misa, el almuerzo. Para los que no aguantaban el calor había un comedor refrigerado. Los chicos de la juventud masculina habían montado la carpa de los campamentos, donde poder estar a la sombra.

Después de la comida siguió un programa colorido. La banda de viento de los jóvenes de la ciudad de Nittenau, interpretó un concierto. En la pradera también hubo ocasión de poner a prueba los conocimientos.

Regensburg Nittenau corazón

¿En qué empleo mi corazón?

El punto culminante de la tarde fue una obra de teatro de la Juventud Femenina. Se trataba del corazón de una chica en el que muchos querían entrar. La envidia, la presión del tiempo, la desmesura, el orgullo, la vanidad, etc. querían ocupar sólo para ellos el corazón de la chica. Cuando por la noche llamaba Dios para entrar también en el corazón de la chica, ya estaba lleno de las cosas del mundo, de modo que ya no había sitio para Él. Con un texto propio sobre la melodía “Weusd‘ a Herz hast wie a Bergwerk” (éxito de Rainhard Fendrich, de 1995,en español: porque tienes el corazón como una mina) terminaba emocionando la obra de teatro y dando qué pensar a muchos. La pregunta: ¿para qué vive mi corazón? Sería el resumen de la obra de teatro y de la canción. Son muchas las cosas en las que empleamos la sangre de nuestro corazón y que finalmente nos dejan más rotos y vacíos. Un estruendoso aplauso fue la recompensa por la gran actuación.

 

Regensburg Nittenau corazón

Muy cordialmente

Tras la obra de teatro se ofrecían diversos talleres, como un impulso para matrimonios con el lema: “Lo que mi corazón anhela”. También hubo teatro de improvisación, que provocó muchas risas. En una salita había posibilidad de confesarse y liberarse de las cargas del corazón. En el santuario hubo exposición del Santísimo durante toda la fiesta. Los textos de la adoración hicieron saltar las lágrimas a algunos. Un rincón del corazón invita a un cambio de perspectiva. En la sala pequeña del P. José Kentenich, en la casa, había una exposición sobre su vida y una breve película. Entre los distintos juegos que se desarrollaron en la pradera, se ofreció también un “cordial” maquillaje para niños, que tuvo gran aceptación entre los padres. También se podía cocinar pan de especias en forma de corazón. A las 16.30 se juntaron todos de nuevo frente al santuario. Las juventudes de Schoenstatt invitaban a la música y a la oración.

La fiesta terminó con una vigilia a la Virgen María, en la que los participantes pudieron depositar en la vasija los anhelos de su corazón, que, como en la boda de Caná, fueron entregados a Jesús.

Fue muy bonita la fiesta del santuario de este año, hubo un buen espíritu de familia, que invitó a los participantes a meditar sobre los asuntos de su corazón. Al final todos los participantes recibieron una tarjeta con la canción del lema, cuyo estribillo podía seguir resonando:

Porque no basta para ti un poco de suerte, porque tengo algo previsto para ti, que sobrepasa todo lo demás, porque tienes un corazón, tienes un anhelo, me necesitas – ¡yo te espero!

Regensburg Nittenau corazónFotos: Georg Semmelbauer

 

Original: alemán 31.5.2018. Traducción: Paz Leiva, Madrid, España

Etiquetas: , , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *