Publicado el 27. junio 2017 In Vida en alianza

¿Schoenstatt sin Santuario?

BOLIVIA, Roberto Henestrosa •

Un Santuario Abierto

Un Santuario Abierto

Schoenstatt sin santuario suena a tomar una limonada sin hielo o una gaseosa sin gas… Sin embargo los invitamos a dar una mirada a nuestra ermita…

En este noviembre la familia de Santa Cruz de la Sierra, Bolivia, cumplimos 20 años de fundación. Tenemos este terreno de 5 hectáreas en medio de un paraíso natural donde se erige la ermita más grande del mundo. No tenemos un santuario a pesar de que la familia de Santa Cruz se ha convertido en un pilar de la iglesia local, hemos crecido en número y nos auto-gestionamos con esfuerzos puramente de laicos comprometidos.

Ella quiere algo más

Es simple, la Mater quiere algo más de nosotros, seguramente será algo muy grande y por eso nos hace esperar tanto tiempo. Soñamos con que en este terreno podamos tener una casa de retiros, un centro de formación, quien sabe, tal vez una piscina para aprovechar en familia las calurosas tardes de Santa Cruz. Sobre todo, soñamos en tener un santuario rodeado de palmeras y tajibos, que sea donde peregrinen aquellas personas que buscan cobijamiento en los brazos de la Mater y salgan transformados interiormente y con ganas de ser apóstoles.

Ustedes que tienen un Santuario…

Escribo estas líneas como un llamado a todas las personas que pueden disfrutar cada vez que desean, del abrir esa puerta de madera para ingresar y verla allí, coronada, rodeada de flores, escoltada por Vicente Palotti y San Miguel Arcángel. Los invito a que la próxima vez que ingresen a su Santuario sientan que esa capillita tiene el peso de una historia de conquistas y agradezcan por todas las vidas que se entregaron a la misión y les dieron la oportunidad de formar sus vidas a la sombra de un santuario.

 

 



Fotos: Olker Baldivieso

Etiquetas: , , , , ,