Publicado el 2016-09-18 In Vida en alianza

Encuentro Regional de la Juventud Femenina: Viviendo el Tabor para los tiempos nuevos

BRASIL, Jaqueline Montoya/Alessandra Veras •

El fin de semana del 11 y 12 de septiembre el Santuario de la Presencia Permanente del Padre, en Atibaia, en el estado brasileño de São Paulo, fue invadido por la alegría y entusiasmo de las integrantes de la Juventud Femenina de Schoenstatt, que llevaron a cabo su encuentro regional. Procedentes de 23 ciudades de la región sudeste y de Paraná, más de 200 jóvenes pudieron renovar su pasión por el ideal y partir enviadas desde el Santuario, llevando consigo la misión de ser pequeñas Marías para los tiempos nuevos, como lo pidió el Fundador, el P. José Kentenich.

Basadas en el lema del año: “Misericordiosas como el Padre, Tabor para los tiempos nuevos”, las jóvenes profundizaron en esta corriente de vida, celebraron 18 nuevas Alianzas de Amor y recibieron también una conferencia especial con la Hna. Doria Schlickmann, autora de diversos libros sobre el P. José Kentenich.

“No hemos venido a este mundo para hacer de la vida un sofá en el que nos adormecemos”

“El encuentro fue maravilloso. Todos los momentos fueron muy intensos y pude experimentar más profundamente el amor de la Santísima Virgen por mí e intensificar mi deseo de convertirme siempre en su espejo en el mundo, y dejar su marca maternal en todas las acciones de mi día a día. Cada momento fue enriquecedor e importante para mi ideal de ser un Lirio del Padre”, resumió Aline Silva, de Guarapuava.

El primer tema del día estuvo basado en el mensaje del Papa para la juventud. Inspiradas en las palabras del Papa Francisco durante la JMJ en Polonia que se llevó a cabo en julio, las jóvenes fueron desafiadas a dejar las comodidades para vivir altos ideales.

El Papa dijo “no venimos a este mundo para vegetar, para pasarla cómodamente, para hacer de la vida un sofá en el que nos adormecemos. Al contrario, venimos para dejar una marca”.  ¿Y cuál marca? Con esta provocación se invitó a cada joven a meditar por un momento y en seguida a escribir esa marca para tenerla también como un compromiso.

La tarde estuvo marcada por una visita muy especial. La Hna. Doria Schlickmann, que escribió algunos libros sobre el Fundador del Movimiento de Schoenstatt y estaba en Brasil para impartir algunas conferencias, conversó con toda la Juventud Femenina reunida sobre “El camino a la libertad – Encontrar la belleza interior”.

No podía faltar la Santa Misa, que además de fortalecer espiritualmente a cada joven ahí presente, acogió a 18 jóvenes en su Alianza de Amor con la Santísima Virgen.

Cómo vivir el Tabor en los tiempos nuevos

¡El domingo todavía guardaba momentos especiales! Después de la oración de la mañana y la celebración de la Santa Misa, en la que pudieron reflexionar nuevamente sobre la misericordia de Dios, la lectura del Evangelio del Hijo Pródigo dio pie para trabajar un tema: “Tabor para los tiempos nuevos”, que fue un estímulo final para que las jóvenes salieran con fervor de Atibaia, dispuestas a cambiar el ambiente en el que viven.

Las jóvenes tuvieron la oportunidad de oír un último “empujoncito” sobre cómo vivir el ideal. Cinco jóvenes, sentadas estratégicamente en un sillón colocado bajo el estrado, dieron sus testimonios sobre cómo vivir el Tabor en los tiempos nuevos en la sociedad, en la Juventud Femenina, en el trabajo, en el amor y también en la Iglesia, como fue el caso de Lareane Machado, de Curitiba, que compartió su experiencia de la JMJ en Polonia.

dsc_0245

Original: portugués. Traducción al español: Eduardo Shelley, Monterrey, México.

Etiquetas: , , , , ,

1 Responses

  1. Aplausos y Bendiciones a esa maravillosa juventud!!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *