Publicado el 2015-11-18 In Vida en alianza

Un nuevo noviciado de los Padres de Schoenstatt en Nigeria

NIGERIA, Ameh Francis Imaben /Maria Fischer •

“¿Cómo va todo hoy en Nigeria?”. Pocas semanas antes de que el Capítulo General de los Padres de Schoenstatt lo convirtiera en el nuevo Superior General, el P. Juan Pablo Catoggio le había dado a schoenstatt.org un interesante informe sobre los Padres de Schoenstatt en Nigeria. “No caí en la cuenta de que lo traducirían al inglés”, me dice con una risa generosa. “Luego, un día, uno de nuestros seminaristas en Nigeria me dijo: ‘¡Me gustó lo que escribió sobre nuestra vida y nuestra cultura!’ ¡Parece que nuestros seminaristas siguen a Schoenstatt.org!” Claro que sí. “Entonces, ¿cómo están las cosas en Nigeria hoy?”.

Pocos días después de la finalización del Capítulo y la importante reunión con el Papa Francisco, el P. Juan Pablo Catoggio partió para Nigeria, en donde había trabajado durante los últimos años como delegado del superior de la Región del Padre, de la cual forma parte Nigeria. La razón principal: el comienzo del noviciado de seis candidatos a la comunidad de los Padres de Schoenstatt.

Un momento histórico

Ameh Francis Imaben comparte lo siguiente: “El 15 de septiembre de 2015, la Comunidad de los Padres de Schoenstatt le dieron la bienvenida una vez más a seis nuevas “odiseas” al emprender un nuevo viaje de autoconocimiento y discernimiento a lo largo de dos años de noviciado. No es por casualidad, sino por Providencia Divina de Dios que esto sucedió justo al finalizar el 5º Capítulo General, y cuando la Comunidad de Sión celebraba su Jubileo de Oro.

El Maestro de Novicios recibe a los novicios

Ya en su alocución de bienvenida, el P. Kingsley Okereke, maestro de novicios, se presentó con las palabras de Santa Teresa del Niño Jesús como un “novicio mayor”. Se ve a sí mismo no solo como un maestro, sino también como un hermano mayor que está allí para ayudar y guiar a los jóvenes a cargo. Luego señaló que el noviciado es un viaje, una aventura para descubrir o redescubrir a Sión, al Padre y Fundador, a sí mismo y a sus compañeros de Curso. Es un tiempo especial de gracia, un período de discernimiento. Es, según sus palabras, un período de cierre y apertura, así como hay un cierre al mundo exterior y una apertura al mundo interior – al mundo del noviciado, que implica un abrirse uno mismo al mndo del Padre y de los compañeros de estudio.

Oficialmente, el noviciado comenzó con la llegada de los novicios el 15 de septiembre, aniversario del fallecimiento de nuestro Padre. No obstante, tuvimos la Misa de apertura el 20 de septiembre con el recientemente elegido Pater Familias, el P. Juan Pablo Catoggio. Es maravilloso, la presencia del Pater Familias hace que este noviciado sea único, porque es la primera vez que la comunidad de los Padres de Schoenstatt en Nigeria tuvo su comienzo de noviciado con la presencia del mismísimo Superior General.

El momento más decisivo en nuestras vidas

Durante su homilía, el P. Juan Pablo destacó al noviciado como el momento más decisivo en nuestras vidas. Mientras expresaba su gratitud a Dios por la gracia de nuestras vidas, al mismo tiempo repitió su admiración por el noviciado y afirmó que su etimología en latín, Novum, que significa nuevo, convierte al noviciado en algo importante para él ya que es un período en que se comienza a discernir una vez más aquello que está en los planes que Dios tiene para él y para el Curso, y también es un tiempo de profundo encuentro con Dios. Inspirado en la vida de los Apóstoles y de Cristo, aconseja que la humildad debe ser la base de nuestras actividades diarias.

Siguiendo al Santo Padre, nuestro Pater Familias nos dio cuatro puntos esenciales del noviciado: una escuela del carisma de nuestro Padre y Fundador, que, dijo, es nuestra originalidad. Por medio del silencio somos lanzados a un profundo encuentro con Dios. Además confiesa que el noviciado es un tiempo de inspiración, ya que conlleva una gran apertura a Dios y a los demás. En el tercer punto lo reconoció como escuela de servicio, que ya lo había mencionado como algo que exige mucha humildad como para estar al servicio del otro y también para tener un corazón que pueda acoger a todos. El último es la comunidad de la escuela de hermanos, que es la piedra angular del discipulado, ya que, según lo explica, el verdadero discipulado exige una comunión fraterna.

De izquierda a derecha: Stanley Ukasoanya, Emmanuel Okeke, John Obute, Cyprian Avong, Henry Anumudu, Francis Ameh

El símbolo del Padre para un nuevo Curso

En esta Misa histórica, nuestro Pater Familias nos entregó el Símbolo del Padre, un símbolo que es muy importante para él y que lo ha acompañado durante muchos años. Cuando estuvo a punto de dejar Nigeria, legó este tesoro a nuestro curso. ¡Esto es verdaderamente maravilloso y una sorpresa para nosotros!

Para la Misa también trajimos al Santuario de la Victoria nuestra gran imagen de la MTA que está permanentemente en nuestra Capilla (Santuario Hogar) en el Noviciado. Desde el Santuario de la Victoria nuestra Madre peregrinó por las habitaciones de los novicios, visitando y conquistando la habitación y el corazón de cada uno de nosotros, incluyendo el del Maestro de Novicios. Cada uno tuvimos el especial privilegio de recibir a nuestra Madre en la habitación y quedarnos con ella durante un día, tras lo cual la acompañamos cantando y bailando. Después de terminada la visita a todos, nuestra Madre fue ceremoniosamente entronizada en nuestra Capilla en el Noviciado.

En resumen, en un espíritu de caridad fraterna, todos fuimos confiados a las manos bondadosas de María, Nuestra Madre y Educadora. La euforia de la celebración continuó durante todo el día, con mucha pompa. Por favor, oren por nosotros los novicios, en este momento en que comenzamos nuestro viaje hacia el cumplimiento de nuestra vocación”.

¿Y cómo podemos formar parte de la misión de los Padres de Schoenstatt en Nigeria?

Volvamos a Monte Sión y a la conversación con el P. Juan Pablo Catoggio. Volvamos a cómo él apoyará a “su” Nigeria en el futuro y cómo nosotros, como Familia de Schoenstatt, podemos formar parte de la misión.

Dijo que visitará Nigeria una o dos veces al año. Y antes de que pudiera preguntar, agregó: “Por supuesto escribiré un informe”. Conociendo su compromiso con la comunicación, esperaba esto, pero aún así es una alegría tener la promesa directa por parte de él. Refiriéndose a lo que compartió en su informe anterior, confirmó las dificultades de la situación política del país, la necesitad de un crecimiento del Movimiento, la gran cantidad de candidatos a Padres de Schoenstatt, el proceso de discernimiento, y las buenas experiencias que algunos de los Padres de Schoenstatt de Nigeria tuvieron en la Argentina.

La necesidad financiera también es una amarga realidad. Las donaciones están llegando, pero no en la medida en que se necesitan. Él y yo recordamos, al mismo tiempo, una iniciativa de schoenstatt.org hace unos años, cuando los Padres de Schoenstatt en la Argentina pasaron por dificultades financieras – Estipendios en las Misas. No solucionó todo el problema, pero marcó una diferencia.

 

Los Padres de Schoenstatt en Nigeria aceptarán Intenciones para las Misas y celebrarán una Santa Misa específicamente por las personas, sus necesidades o aquellas de sus seres queridos. Y por supuesto lo harán con un gran compromiso.

Para Estipendios en las Misas para Nigeria:

Schoenstatt-Patres International

IBAN: DE87400602650003161601

BIC: GENODEM1DKM

Referencia: Nigeria O Estipendio en la Misa para Nigeria (anote los nombres o las intenciones)

O comunique su Intención para la Misa a [email protected], mencionando que es para Nigeria.

O use el link general para donaciones en línea (PayPal), agregando su deseo de ofrecer este estipendio para Nigeria

Con material de schoenstatt-fathers.org.

Fotos (excepto las de los novicios) del 18 de octubre del 2014.

Original: inglés. Traducción: Cecilia Mata, Buenos Aires, Argentina

 

Etiquetas: , , , , ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *