Publicado el 1. febrero 2020 In Misiones

Misión País: convertir España en tierra de María

ESPAÑA, vía COPE y nota de prensa •

¿Tienes miedo? Pues estos jóvenes no, y al parecer es porque van «con María». Son un grupo de 20 jóvenes -chicas y chicos-, que han dejado a un lado sus vacaciones en enero, para ir a evangelizar Aguilar de la Frontera, un pueblo de Córdoba. El proyecto se llama Misión País, y lleva cada año a centenares de chicos y chicas a pueblos de toda España en misión. La Diócesis de Córdoba ha elaborado un extenso reportaje sobre esta experiencia que fue re-publicada en COPE, Religón en Libertad y Carifilii. —

La iniciativa “Misión País” llegó a Villanueva del Duque hace seis años y desde entonces trabajan para conseguir que llegue a todas las provincias españolas. Para estos universitarios la edad no importa; su misión alcanza a niños, ancianos, sanos y enfermos, creyentes o ateos. Convertir España en ‘tierra de María’ es su objetivo.

Misión País es un proyecto creado por un grupo de universitarios católicos con el objetivo de poner a la juventud al servicio de la Iglesia y las personas necesitadas, a través del voluntariado, la oración y el servicio a los demás. Este apostolado comenzó su andadura en Chile, como explica la hermana. Lucía, de las Hermanas de María de Schoenstatt. Desde hace siete años, esta religiosa vive en España para acompañar a los jóvenes en la misión llevando “el mensaje de Cristo” por los pueblos. La hermana Lucía reconoce que Misión País es “una onda expansiva que va ayudando a que España sea cada vez más una tierra Mariana”.

Puerta a puerta

La misión tiene una duración de tres años. Comienza con el acogimiento, posteriormente la transformación y en último lugar, el envío de misioneros y misionados. Así lo explica Antonio Beteré (21 años), encargado de Misión País en España y estudiante de Economía. Antonio pertenece a la juventud de Schoenstatt, que a su vez es el movimiento que se encarga de articular el proyecto.

Esta iniciativa chilena llegó a nuestro país en 2014 y en Villanueva del Duque tuvo su primer destino misionero. Desde aquel momento se ha seguido desarrollando la misión por otras provincias españolas, extendiéndose por nueve pueblos de Córdoba y Sevilla y en las comunidades asturiana y cántabra.

Todo es posible gracias a los trescientos misioneros que se ofrecen voluntariamente a dedicar parte de sus vacaciones a evangelizar a otros jóvenes que no conocen todavía a Jesucristo y a su madre, María. Según Beteré este es uno de sus objetivos “convertir España en una tierra de María de la mano de los jóvenes”. De aquella juventud que recibió la misión en Villanueva hace seis años queda José Manuel Granados (25 años), responsable ahora de la misión en Aguilar de la Frontera. Allí ha comenzado este año la misión, que continúa en la poblaciones de Añora, El Viso, Hinojosa del Duque, Fuente Palmera y Cabra.

Durante la semana que los jóvenes están en cada localidad, se instalan en casas de vecinos que los acogen voluntariamente. Su jornada empieza cada mañana con una oración en común, posteriormente se separan por grupos para visitar colegios, institutos, residencias de ancianos y enfermos, dando testimonio y explicando la labor de Misión País. Por las tardes, realizan el “puerta por puerta”, es decir, visitan casas espontáneamente, por parejas, para dar a conocer el proyecto y acompañar un rato a los vecinos que voluntariamente les abren sus puertas. Esta es la actividad que más trabajo cuesta al principio, pero luego “es la que más gusta”, asegura Marta García, una joven madrileña de veintidós años, estudiante de biomedicina, que se encuentra este año realizando su quinta misión. Para ella lo más admirable es ver cómo los jóvenes se sorprenden de ser misionados por otros jóvenes.

La espiritualidad mariana es una de las grandes cualidades de Misión País y del Movimiento Apostólico de Schoenstatt; de ahí que con los jóvenes vaya siempre “La Mater”, la imagen de la Virgen Peregrina de Schoenstatt, una corriente de vida y gracias surgida en 1950 en Brasil y hoy extendida en todos los continentes.

Misión País: Un proyecto internacional

Misión País se lleva a cabo cada año entre enero y febrero, coincidiendo con el fin de los exámenes de los universitarios. Cada año son más los misioneros y los pueblos, algunos de ellos inmersos ya en alguna de las tres etapas y otros arrancando con la iniciativa. Sin lugar a dudas las localidades que reciben a estos jóvenes no quedan indiferentes, acogiendo su alegría y testimonio de evangelización.

Bladimir Navarro es el sacerdote cubano encargado de fundar Misión País en Cuba en 2015. Actualmente se encuentra en España estudiando la licenciatura en Teología Moral en la Universidad Eclesiástica San Dámaso de Madrid. Para él, Misión País “es una de sus pasiones como sacerdote” ya que le gusta mucho la idea de llegar a jóvenes universitarios y poder evangelizar a través de la juventud.

Carmen Osuna es profesora de religión en el Instituto de Enseñanza Secundaria Vicente Núñez, de Aguilar de la Frontera y destaca de la misión la gran experiencia que ha supuesto para los alumnos conocer, de primera mano, el testimonio de fe de otros jóvenes, así como la alegría que han transmitido los misioneros en las aulas del centro.

 

Etiquetas: , , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *